LA CASA

 

 

La casa, se esbelta,  mientras adentra sus cimientos en la tierra empinada. La casa, ufana,  se muestra cuadrada…no sabe del poder natural de la tierra curvada.

La entrada juega con los anillos que el tiempo fue girando. Se abre al respeto, no al impreso sobre papel mojado, no. Al cuidado que procura la sonrisa cuando hace vibrar la mirada.

Se abre al relieve de paredes con  flores no dibujadas. Blancas, van y vienen sobre el suelo que,  imperceptible se recuesta sobre un lecho inclinado.

 

 

Dejo la ventana abierta.

La cortina baila fría con la corriente.

Lenta,

se estira tensa.

Blanca,

vela la imagen de un reflejo.

Admiro la cortina en la sencillez de su blancura.

-Blanco roto dijeron-

La luz se sostiene en la pupila cuando  clava sus evidencias.

 

La cortina

a sus espaldas una fuerza invisible,

la lanza obstinada:

Torsión de humanidad imposible.

Intenta arrebatar el destello que sangra la casa.

Extenuada,  una pausa.

Repta la fachada.

Despacio

regresa al baile acompasado

pinzada

bajo la recta utopía de una barra.

Anuncios

¡BIEN!

Con la alegría de ser el primero, y bajo los auspicios de Whitte Wizzard, 

ese otro proyecto… ya está entre mis manos “La Búsqueda”.  ¡Bien!

Se hace obligado compartir esta alegría con todos vosotros, fieles lectores.

¡Muchas gracias!

https://www.createspace.com/5551618

IMG-20150819-WA0028

LA BÚSQUEDA

2956_600704129955129_78709845_n

Caballitos de Troya

splitting of the ego

IMG_2754 (2)

Unos metros más allá, en otra cueva, nació San Pedro Regalado, otro artista a su manera, o si no pruebe Vd. a bilocarse. El último lunes que lo intenté no conseguí más que caerme de la cama por el ímpetu con el que –puños apretados, ojos cerrados- lo intentaba. Finalmente tuve que ir a trabajar. Otro día, sin embargo, lo conseguí sin querer, como Miguel Rellán en AQNEP. Siempre escuché a mi padre decir que esa casa en la que nació el santo, el número 2 de Platerías, fue una antigua sinagoga, aunque puede ser que simplemente la familia tuviera origen judío y mi padre se liara. Mi padre, como todo escritor que se precie, suele inventarse lo que le parece oportuno si con ello consigue que la historia parezca menos falsa. (Click aquí para leer el artículo completo en cottagekilns)

Ver la entrada original

El heraldo cencellada/Sentimientos mal gestionados

Gracias Alexandre Munin por contar en El Heraldo Cencellada lo que fue la presentación de Siluetas de un sueño dormido”

 

http://ela-gabalo.blogspot.com.es/2015/01/sentimientos-mal-gestionados.html

AMILANARSE BOSS

 

1097253_382087618579915_1323684242_o

 

 

 

 

 

 

 

darse cuenta

amilanarse

verse inmerso en el huracán que avanza

deshilachando la ceguera

de valentías felices

guarecerse tras los pasos dados

el  frágil escudo

se hace añicos

cae al suelo

bajo lo inevitable

supervivencia

empeño en recordar

la necesidad de la sonrisa

afuera una senda inexplorada

se abre bajo los pies doloridos

continuarse

retirar el follaje

siempre en putrefacción

amilanarse… darse cuenta…

 

https://www.facebook.com/pages/Gabriel-Creart/338461852942492?fref=ts

 

 

EN VILO

tan solo vivir

un infinitivo

quién dará

a este imperativo

un sin sujeto

¿será un político?

la habilidad para tratar un asunto con la gente

se diluye

en la necesidad de la gente

en el más oscuro de los engaños

hombres  de  condición

hombres sin memoria

¿caterva silente?

tan solo vivir

el único éxito

vivir  necesidad hombre condición

¿político?

¿serán un único sujeto?

solo porque la tenemos

celebremos la vida

que nos mantiene en vilo

PÁGINA 53. UN MAR EN EL QUE ZAMBULLIRSE

SAM_0763Caen por fin entre mis manos las páginas,

campos blancos expuestos al nerviosismo

de una virgen imaginación ardiente.

Los aireo entre mis dedos,

aspiro su olor a papel reciente,

me detengo en un espejo y miro…

mi mirada en un rostro enjuto,

rápidamente desplazado por un poema.

¿Un poema?

El  reflejo legible en un territorio voluble

donde mis ojos acuden al grito silencioso,

resbalan, se sumergen, se pierden

entre los contornos inmóviles de palabras traviesas

quieren perderse en un juego…

¿Un juego?

un juego sin márgenes,

delimitado por un parpadeo,

un movimiento del índice.

Página 55. Otro campo minado

la mirada del ausente,

su risa es una explosión quieta,

palabras de tinta impresa, un paisaje de escombro

que secuestra y ofrece siempre de nuevo…

de nuevo…

este rescate es un atrevimiento… …