>HANNA

>

La media luz de la tarde cayendo
da paso a tu mirada franca.
Llegas como un timbrazo compartiendo,
con voz alta y poderosa;
dudas, deudas, denuncias y denuedos.
Dinero y no dinero. Herramienta.
Dinero y no dinero. Instrumento.
De la pobreza. De la esclavitud.
Pecunia superflua, inútil por despecho.
De la vida como cómodo aparejo, te entiendo.
De la vida el hombre
carne de tu carne.
Fibra rota.
Infinito aguijón el miedo duele,
dices, mirando tierna al eco de una guitarra
en lo más hondo de los ojos,
rompiendo el mundo con tus gritos.
Energía de niña a la mesa
de los mayores, su engaño, comiendo.
El oro perdido dice mucho a favor
vivir sincero, ahitados de resolver,
los pasos se suceden frescos.

Anuncios

Un comentario en “>HANNA

  1. >Creo que sé quién es… la vimos un miércoles en el local ¿no?Pues nada… espero que le vaya muy bien, desde luego, me hablaste muy bien de ella, si es que es la que creo.Muy bien trazado el retrato, jooo…a ver si un día te inspiro algo -que no sea compasión por mi mal hacer teatrero, jajaja… miles de "jases" lejanos y rotundos- y me retratas, ¿sabes…? no me ha retratado nadie, ibas a ser el primero, ya te digo… te ibas a cubrir de gloria -miles de "jases" nuevamente-.un besaco, artista -¿pintor, poeta… qué eres? de todo salvo "dire" gruñón y radical.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s